20 may. 2015

LAS MAREJADAS DEL CABO CODERA Y LA AHOGADA



Quitiplás quitiplás  que sabrosa que estás
Corre el sudor sobre la lucia piel negra 
Quitiplás quitiplás  que sabrosa que estás
El carenado está listo mi capitán

Vamos que las agua de Cabo Codera
Me han hecho sentir que la mar embruja
Te deja avanzar raudo y después traga voraz

Es el vértigo de una verde ola
De la que caes y te reflota
tres veces y después te enamora con vértigo
hasta que las juntas cedan al agua torrencial

No me va a sorprender,
anoche la luna era roja y las nubes plúmbeas
La marejada viene como los reyes magos
desde oriente hacia el norte, una encrucijada

Capitán, los delfines cortan por la proa
No habrá marejada, quien sabe mandinga
Son como nosotros volubles y caprichosos

Tenía razón mire la borrasca nos atenazó
Allí  se ve la Ahogada y el Farallón Centinela
Como nos atrae se parece a la pepita de mi mujé
Carajo que fuerza, animas benditas que dentellada

Una columna de agua verde jade
mordía desde la cresta  y empujaba al barco
las rocas eran tan nítidas que se veían los ostrales
líquenes y algas contrastaban con la geología

Mi última visión fue un recuerdo que resonaba
por encima del estruendo de la mar, el barco y la roca
Quitiplás quitiplas que buena que estás
  
Juan David Porras Santana