29 feb. 2016

DERROTANDO A LA INOCENCIA





La tierra es redonda, el mundo cuadrado
Tratamos de volar alto con vuelo de gallina
Como nos cuesta el aire y el mar,
frente a ellos somos contemplativos o esquivos

Nunca  podrás entender tus dimensiones
Si no echas raíces que pugnen bajo la tierra
Si una brazada tuya no te impulsa avante
Si tu pensamiento no capta el conjunto del todo

¡Vamos atrévete a conjugar los verbos de la aventura!
Que ardan todas las velas, que la quilla hienda
La imaginación para proponerte lo prohibido
que la piel dispuesta, lejos de agotarse reviva

Te invito mujer a que sin temor te muestres
Descarnada, libérrima, desenfadada
Incendio en la floresta, crepitamos tú y yo
bajo la bóveda celeste derrotando a la candidez  

Juan David Porras Santana


28 feb. 2016

EL DEBER DE ABANDONARSE




Hay bastante metafísica en no pensar en nada
Fernando Pessoa. Poemas de Alberto Caeiro


¿Desde cuándo no te dejas
caer sobre la hierba?
Estírate como un félido.
Sin ideas, solo el instante  incierto
Ajena a las opciones de la circunstancia.
Indolentemente franca
Existencialmente inmaculada
¡Y de pronto un ave eleva su tonada!
La brisa parece la mano de un amante
que vaporosamente levanta tus vestes
y contempla como tu piel dormida, despierta

Un manantial decanta amancebado
Despierta tu oído deliberadamente
Susurrando las silabas del placer
A la que tus senos responden
hirsutos como si los labios los rozaran

El tiempo que lo devora todo
Te hizo olvidar tus sentidos
que deben estar siempre alerta
La amenaza de estos nuevos tiempos
es que te mutilen los sentidos
Y termines como un autómata funcional
Incapaz de paladear en el rojo oscuro
el dulce, acido de una redonda cereza
amada no permitas que el tiempo
le gane a la existencia

Juan David Porras Santana







27 feb. 2016

MI SOLEDAD ES FEMENINA





“Fue mi soledad, tan sola y mía
  Cono de penumbra y fantasía…”
  De la letra de un bolero
  de Juan F. Porras Rengel , ninguno como él


Aislado de mi ser, me reinventé
Con retazos de atisbos y terror
Huyo sin lograrlo de mi creación

Fuente de angustia demoledora
que lenta teje mi sudario de púas
afincándose a placer dónde más duele

Tentadora la mar recibe mis omoplatos
Una suerte de espejismo distrae
mi torturada mente y la hace espíritu

Soy el sueño de mi mismo en la mar
Que se consustancia con la sal
me purifica llevado por sus brazos

Allá en la playa me esperas santa mía
Las palmeras hacen cada vez más verdadera
esta extraña alegoría de la soledad femenina


Juan David Porras Santana





25 feb. 2016

DESCUARTÍZAME YA





“La materia reposa en la nada
  como el hielo en el agua”

Eugenio Montejo.
El Cuaderno de Blas Coll


¡Se derritió el hielo!
de tanto esperar corazón
la gélida distancia no fue suficiente
me convertiste en un poeta atroz

Avalancha sobre mi pecho
así te siento corazón
Sepultado en ti me hago luz
redimido por tu blanco perdón

Escudriño tu entrepierna
La esencia  de mujer  me anega
Succiono tu más íntima molécula
hasta sentir la sangre de tu corazón

Me exiges que te aferre
Que mi lengua libere a tus senos
Me quieres lobo que te estruje y
descuartice mirándonos fijamente, amor

Juan David Porras Santana

24 feb. 2016

LA PALABRA DESNUDA




La poesía no quiere adeptos, sino amantes.
Pone ramas de zarzamora y erizos de vidrio
para que se hieran por su amor
las manos que la buscan.

Federico García Lorca


Sí tan solo una mujer
por mi poesía
se hiciera mi amante
sin mediar carne y alma
sólo la palabra desnuda

Sí mi poesía  expresara
con ansias la necesidad
de su amor sin entregar
nada a cambio ,
sólo la palabra desnuda

Si con cada verso estremeciera
y se sintiera descubierta
Como si en la plaza se desnudara
y no escuchara los gritos,
sólo la palabra desnuda

Fluiría esa corriente trascendente
que sólo la poesía logra
entre amantes imposibles
tan solo con la palabra desnuda

Juan David Porras Santana

23 feb. 2016

CONJURO POÉTICO



Ninguna obra literaria se conoce,
desde los Sumerios hasta nuestros días ,
que no esté contaminada del veneno poético
Adriano González León


Magia blanca bobalicona
Inútil poder,  magia negra
El rechazo a que lo incomprensible
“ES  MÁGICO”, cursi
Y la magia estaba en la poesía
Inocentemente ejercida
porque no presupone un truco

Cuando quiebras la realidad
a fuerza de exigentes pruebas
Nace la flor del más allá
El verbo trasciende la acción
Y una fe ciega le echa el guante
Cautiva de aquí en adelante
será un ave en la jaula de la poesía
Cantará sus voces escondidas
Jamás oídas, mil veces interpretadas

Sagradas como  la agujas
que clavamos al  Corazón de Jesús
cuando pecábamos obscuramente
y aquella mano sádica nos obligaba
a enterrarlas adentro , muy adentro
veíamos brotar  su sangre
escuchábamos quejarse no por el dolor
sino por el daño que
nos hacíamos a nosotros mismos

Si con eso crezco, la magia echa raíces
No tardará en fructificar, el árbol lírico
La fuente inagotable de lo que no tenía nombre
y hoy mágicamente , el ave de la poesía lo canta

Juan David Porras Santana



22 feb. 2016

LOS OTROS



……..
Que, más allá de las mitologías,
Pisa la tierra. Bien lo sé, pero algo
Me impone esta aventura indefinida,
Insensata y antigua, y persevero
En buscar por el tiempo de la tarde
El otro tigre, el que no está en el verso.

Jorge Luis Borges. El Otro Tigre


Flemón difuso que te arraigas
para crecer quitando vida
Señálame como te desdoblas
dónde comienza el caos
irrefrenable de la vida eterna
insostenible para el soma de esta vida

Mientras mi espíritu se anima
Sin necesidad de lo fenomenológico
Ahora sé porque Dios preexiste
Antes de la palabra fue la turbación
El primer verso fue el rutilante Sol
y con él, los otros,se hicieron patentes
cultores de su elipse y  de su radiación

A los opuestos, el miedo los reconoció
Creamos para ellos la Caja de Pandora
Allí fueron a precipitarse y los invocamos
Cuando ya poetas quisimos ser obscuros
misteriosos, para asombro de los otros
Y ejercicio fútil del lenguaje y no de la palabra
que nos dignifica y crea civilización

Juan David Porras Santana







19 feb. 2016

LA INTEMPERANCIA DE LA GRAN HOGUERA



Tal vez se acerca al silencio la palabra
y con un susurro de vidrio
quisiera hablarles del vacío
de la ausencia primordial del alma……..
Cinzia Marulli.  Vacío 


El olor a guayabo penetra
aislando a los sentidos
Ahuyentando a los malos espíritus
Nuestras miradas se encuentran
Estamos detrás de la palabra
y adelante del silencio
Inadvertidamente entramos físicamente
en el reino de la poesía
sin articular palabra, sin tentativa de silencio
De pronto nos aturden las voces de los idos
todo se transforma en una tormenta de arena

Migramos  por el mar hacia el arrecife
En la playa arrecia la hoguera, es una pira
En la punta de su lengua de fuego quemante
Arde fría y tan distante la Vía Láctea
Las rompientes nos ensordecen
y nos dan fuerza
Somos poesía en acción por un instante
Sería blasfemo tratar lo vivido como una oda

Nunca habrá la poética de la vida misma
Es una contravención a lo que prima
Antes de las palabras hubo la gran poesía
No hacemos sino tratar de hacer
Antropología poética con huesos fantasmales
y piedras que jamás fueron tocadas, solo admiradas
Por eso la mujer conserva las curvas y caídas
que a los primeros les narraron en carne viva

Juan David Porras Santana






17 feb. 2016

IUS PRIMAE NOCTIS





Cuando esté dentro de mi tumba
me  sentaré a mirar el mar
y esperaré que me vuelva polvo
entonces podré escuchar los discursos secretos
y viajar a los lugares donde nunca estuve
podré hablar con el viento
y caminar junto con las nubes
Iré a la casa de todos los poetas y
hurgaré en sus cajones………..

Del poema Mi tumba de la poeta italiana 
CINZIA MARULLI

La perspectiva es poliédrica
Vives dentro de mi octágono
Puedo hurgar el inconsciente
sin necesidad de psicoanalizarte
En su materia elásticamente brutal  
descubro que tus miedos
son tan verdaderos, dan susto
¿Cómo los puedes sobrellevar?
¡A claro no eres consciente!
Y tus contravalores dan para tanto
Nunca permitiste prohibiciones:
La loca verde perico de la casa

Es tan portentoso el tesoro
que compartimos , y no lo sabes
pensarías que soy un nigromante
si te hablo de la esencia de tu materia
jamás aceptarías que de tu oscuridad
me enamoré y profundicé mi dependencia
por la naturaleza abstrusa de mujer furtiva

Por eso en mi soledad te disfruto
más que cuando tengo tu compañía
A veces ebria asomas tu voluptuosidad
y lo escondes apenas te das cuenta
de que me aprovecharía
como un desesperado lobo
de una presa que lo es y no lo acepta¡ah!

Guardare tu secreto, lo haré mitología
Mojarás en tus sueños más íntimos
Empapada te despertaras con sensación
turbada y no recordarás cómo y por qué  
tu piel lacerada duele como Ius primae noctis

Juan David Porras Santana





16 feb. 2016

REPTANDO POR EL PLACER DE LLEGAR



El hombre es parte de la familia de las luciérnagas:
un gusano que se transforma en luz cuando ama.
Lucian Blaga

Lodo blanco que resaltas mis rasgos
Debo avanzar hábilmente
para que ella me vea
Sobre mi lomo las grandes hojas
uñas de danta y venenosas malangas
mi huella, el zigzag de una pitón reticulada

La luna se adelanta
a la noche inexpugnable
Estoy en las selvas lluviosas
agua arriba, abajo pantano ,
y todos los ríos se desbordan
para festejar la llegada
de las lluvias en el Amazonas

Dos ojos convergen
amenazantes y aterrados
Es la noche dónde
los jaguares celan y matan
Una inmensa danta
quiere montar a una mujer blanca
ella cree que es la magia
de la tupida selva, transmutada
Se olvida de la linealidad
del instinto salvaje
Lo demás es vana
literatura de la Novena Puerta
Orgías que no invocan
por el contrario vulgar jolgorio

Me alejo asqueado
quiero encontrar a esa, la execrada
por incontinencia y furor
en el quinto cielo de sus entrañas

Juan David Porras Santana
En la segunda oportunidad


15 feb. 2016

LA ISLA CON LA QUE SOÑAMOS




No somos isla
más que para quienes nos ven desde el mar
QASIM HADDAD

Perdidos, siempre  aspiramos
la isla de los aparecidos
Inalcanzable para los telúricos,
a la mano para soñadores
Amplias brazadas,  dulce mi tonada
gritan las gaviotas enardecidas
los cantos rodados son el bajo continuo

Verde, muchos verdes peina el viento
Sobre el acantilado insiste el verde
hasta sumergirse en las bautismales aguas
Roja mi sangre en el arrecife por el bisturí
del jardín de un Edén confinado a la mirada

El trópico aquí tiene su morada
Lo que parece eterno cambia
Sin avisar, siempre sorprendiendo
Algo permanece fijo
para que reconozcas el cambio

Gravitan las aves marinas, están pintadas
El mundo sumergido respira con las corrientes
Grutas de agua dulce avenan subterráneas
son las entrañas que expían  el diluvio universal
hacia el ancho mar que no las mezcla, las rechaza

Juan David Porras Santana


12 feb. 2016

Y VOLVÍ POR TI NOCHE MÍA





 La noche, a un tiempo sólida y vacía,
 vasta demolición que se acumula 
 y sobre la erosión en que se anula 
 se edifica: la noche, lejanía 
 que se nos echa encima epifanía 
 al revés.
 Octavio Paz 


Como la mujer y la mar,
la noche mi mayor tentativa
Bóveda de una catedral vacía
sin eco, ni responso
Liturgia necesaria para invocar
al duende de los gitanos
y la única opción verdadera de amor

Sala de espera de infelices insomnes
Preludio
que anuncia Tocata y Fuga
Dama que hará
la posesión omnímoda
dentro de la cual
esculpirás tu Galatea
y como Venus hará
del mármol,  carnosos labios
para agotar tu carne
y poblar tu espíritu

Mi miedo infantil a la noche
era sobrecogedor  y tan real
como la pasión por ti
que hoy guía mis pasos
amo la luz
del embate vertical
venero la noche
y su sombra cómplice o letal
nacemos como la luna
novilunios y plenilunios
y la cultura nos hace luna negra
para liberar a la musa y la creación

Juan David Porras Santana







11 feb. 2016

ROMANCE EN EL ESTANQUE






A María Eugenia Espinosa,
alma trashumante de la poesía

Las aguas verdes
siguen esperando  por  los pretendientes
Los Renacuajos ,
formas de vida del contenido  del agua
que en violáceo expresan
los lirios que mágicamente abren
El estanque es para mirarse en él,
nunca tocarás sus aguas

Los besos al fin llegan
cargados de la más pura espera
El estanque inmutable
es el guardián pasivo de los novios
Estampa de una naturaleza
recreada tan íntimamente
que solo necesita que el solipsismo
se eternice en sus aguas

Es impropio el crudo sexo
en redor al alma fluida del estanque
Sólo permite las promesas de amor eterno
y las prolongadas caricias
Delicado sortilegio
capturado en el espacio y liberado en el tiempo
Como el amor que los poetas
plasman en las páginas blancas

  Juan David Porras Santana
En mi segunda oportunidad






10 feb. 2016

ESTUPOR


De mi poemario Químicamente Puro,
la comprensión unitaria y el amor infinito de mar y mujer                                             



                                          

                                                                                                     
                                  Creí haber perdido todo,
                                  hasta el mar.
                                  Agotado  a su sensible eco,
                                  me convertí en su  deriva;
                                  insistiendo en la oscura curva
                                  de su mutabilidad.
                                  No supe más
                                  de la predestinación de la quilla,
                                  ni de la ruptura del espejo de agua
                                  en la inmersión por su vertical

                                  Mujer y mar son indisolubles
                                  dentro de mi costillar.
                                  Si se agotó el mar, mujer,
                                 ¿ por qué tu siempre estás?,
                                  como el mascarón de proa
                                  en los naufragios de la eternidad
                                 
                                  Solo seguro del instante cierto,
                                  persisto en vuestra ingravidez
                                  Así son ustedes, mar y mujer,
                                  sellan mi aliento en su abismo
                                  una y otra vez..
                                  Estupefacto descubro que al bailar
                                  contigo insensatez, me pierdo
                                  de nuevo en la canícula de los archipiélagos
                                  desconocidos de altamar

                                                                                                      
                                                              Juan David Porras Santana


9 feb. 2016

EL GRAN RIO QUE NUNCA DESEMBOCA





 
En sentido contrario, su caudal va aguas arriba 
remontando hacia la naciente que siempre se muda 
Ascenso que se renueva con los nuevos tributarios 
Y a veces para extasiarse hace amplios meandros 
sin saber por qué las aguas vuelven sobre si mismas
Siendo otras y tantas otras como sean necesarias 
Nos referimos  al arte que no es historia, ni presagio 
Solo ese gran río  que nos prefigura el infinito 
intentando siempre llegar a su desembocadura 
y el  don divino del  artista jamás  alcanza 

Juan David Porras Santana 


MI AMOR ES COMO EL MEDIODÍA




Melancolía de mi naturaleza Alejandrina
Te fugaste, aparecida mi nirvana de mediodía
Canícula que por exceso borras las circunstancias
y te clava desde el corazón de Jesús al centro de la tierra

Cabrillas levanta el viento en la mar del mediodía
Borregos en manada, son  las nubes que siguen al día
En el calado del velero, extendida  tu sal la hago mía
Crujen sus maderas y nuestros huesos restallan

Sabemos que estamos en el clímax antes del claroscuro
Es la locura que atrapó a  Reverón  allá en las palmeras
Regresaba su fantasma a jugar con Juanita y las muñecas
La luz blanca, paradoja, lo dejó ciego para las tinieblas

Sal, arena blanca, aguas cristalinas  son amor de mediodía
Por el tragaluz del velero vi la forma perfecta del púber seno
Pezones que apuntaban sonrojados a la punta de mi lengua
Pitones que me embestirían siempre hasta el último resuello

            Juan David Porras Santana

               

5 feb. 2016

AL FIN SOY UN HOMBRE






Tejido con estambres de miedo y frío, vine al mundo
Tránsito de fantasma, infancia impelida  e imaginativa
Adolescencia crudamente innegable, corazón truncado

Audacia, temeridad siempre en el filo de la navaja
Fealdad que asumió estoicamente mi pene enhiesto
Deleite en Si bemol menor, y en las inagotables tardes

Siempre en fuga mi alma nunca tuvo reposo
Zozobra en todas mis complacientes tentativas
La mar se hizo mujer para que me atreviera a amar

Era tan fácil simular la realidad, difícil de aceptar
Me hice Frankenstein con retazos de mis yoes
¿Por qué no? Acaso no era fragmentos en estampida

Necesitaba financiar mi intolerancia crónica
Me hice capitán de empresa, y no capitán Sangre
Buceaba entre tiburones, peligrosos los de negocios

Dos segundas oportunidades me hicieron hombre
de los que se miran hacia adentro , muy adentro
allí estabas tú , mujer que huele a canela
y en la costa oscura y tenebrosa , eres mi faro

Juan David Porras Santana
En mi segunda oportunidad



4 feb. 2016

HUYENDO DEL TRIGO





En esta espiga civilizatoria
el viento ancló a sus hijos
Se detuvo la trashumancia
y floreció la rosa de mil partos

Que liberatorio sería
volver a las andanzas
Don Quijote y Sancho Panza
los hombres azules del Sahara

Atrás quedaría el futuro
como hijo de un pasado redimido
Todo lo conjugaríamos en inmanente presente
nos haríamos uno con las circunstancias

Desaparecería la alevosía, los agravantes
La tentación sería siempre hecho consumado
La abstracción sería abolida por la experiencia
que de nada serviría porque la olvidaríamos

Perderíamos los números y ganaríamos orgasmos
Perderíamos el horror y ganaríamos la inocencia
Estos versos serían causa perdida
Y el amor por fin se impondría
por renovación espontánea


Juan David Porras Santana
 Mi segunda oportunidad





2 feb. 2016

LA INTENSA LUZ DE LA SOBREVIVENCIA


Ayer recibí la llamada de mi oncólogo: Juan David estás curado, ya no hay nada maligno. Me embargó un sentimiento de gratitud  que abarcó a todos. Gracias por haber estado pendientes y expectantes
La buena energía de todos  me salvó una vez más , Dios sabré aprovechar sacándole el tuétano a la existencia , a  esta segunda oportunidad .
Su amigo

Juan David