27 may. 2015

ETÉREO




DIOS  QUE SURGE DE UNA ORQUÍDEA DE BARRO 
Entre los pétalos de arcilla 
nace, sonriente ,
la flor humana
Octavio Paz 


Me duele sentir que no llego
Que mi búsqueda intensa
se pierde en una bandada
de azulejos que desconocen
que yo también lejos vuelo
Son emociones para ellos
desconocidas, para mí , mi vida
Poner en  tu corazón mi espiga

Que allí sagrada emerja
la más viva orquídea
entre tupidas malangas
Y mi mano la tome
para hacerla ofrenda
de amor y consustanciación
en esa trama que es la vida


Dame amada mía
El olivo más yermo
Que extraeré para ti
los aceites más virgenes
Porque todo en esta vida
tiene una razón ininteligible
que solo lo descifra
el amor turbador

Juan David Porras Santana