21 dic. 2014

SOLA COMO UN FARO, LA MUJER ES LA ESPERADA SEÑAL




A Marilina Gilliard
La poeta que le canta a la entrega


La tensión corta el aire
Los ojos se fugaron de sus orbitas
A barlovento aúllan los lobos de la noche
Sotavento es un solaz contra natura
Estribor  es atraído por el magnetismo de la costa
En el centro del imán, en la invidente costa
se yergue el faro que es ella

Se oculta para apretarnos
se ilumina para esperanzarnos
La bruma es una cortina plúmbea
La quilla corta un agua densa de miedo
Eolo sopla inmisericorde hacia las rocas
El timón resiste como si lo gobernara Jasón
El faro y la más pálida estrella
dan el ángulo que define el incierto rumbo
despeja a proa, la mar amplia y generosa

Lejos en la estela,  la incertidumbre
se entiende con viejos fantasmas
Avante es una mujer que dio todo
sin esperarlo, será correspondida
por el balanceo y cabeceo del tenaz barco
sus piernas abiertas anuncian persistencia
llegó la hora de dejarse llevar
abandono el timón y el barco orza avante
Asombrado como los tripulantes de Caronte
Dejo de creer y me entrego
a la más fogosa amante

Juan David Porras Santana

Soy feliz no porque la vida me sonría
sino porque yo le sonrío a la vida