22 ago. 2013

EL MURMULLO DE LOS DIOSES


No importa si fue Hegel o Nietzsche quien nos dijo: Dios ha muerto, ambos mintieron
Hoy son, no un Dios, sino miles de viejos y nuevos dioses quienes sostienen la fe
Quien pareciera en peligro de extinción es la raza humana, no confía en si misma

Necesitamos aferrarnos a una creencia porque el vacío nos está consumiendo
Extraña contradicción que nos aleja de lo único que somos: excesivamente humanos
Mientras creemos que nos alejamos de la animalidad, nos hacemos zafios

Inconformes trashumantes, somos inconsciente del alcance de nuestra creación
Y la  transferimos a dioses que nos descarguen de culpa, nuestro complejo de inferioridad
Cultos diversos plagan el planeta haciendo que el Olimpo parezca una simple tentativa

Milagros, encuentros mágicos, revelaciones que están en nosotros, pertenecen a dioses
Los verdaderos mercaderes del templo, usan la soledad que ladra, pero no se escucha
Profetas, médium  que nos conectan con la prometida llegada de un salvador
Qué siempre ha estado en nosotros pero como a Dios, no lo podemos ver

Juan David Porras Santana