19 may. 2016

LA NOCHE MÁS INTENSA DE MI VIDA




El sueño era soñar con el alma de aquel aposento
Al principio los antiguos moradores, extraños seres
Me lo hicieron cuesta arriba ¡Aquello era un mercado Persa!
No pueden imaginar los galimatías indescifrables
que tenían como propósito extraviarme en la nada

Prevaleció como era de esperarse lo sustantivo
de una familia bien avenida , llena de ternura
podía sentir la respiración siempre alerta de ella,
del alma con quien quería encontrarme en su sueño de
hacer una vida construida con tracción a sangre y sortilegio

Quería que su historia innudara mis extendidos  vacíos
Como cuando en el llano, los torrenciales aguaceros
hacen del mar de arena ,  el océano  de agua dulce
De mi tierra yerma, alma mía  tus prolijos morichales

Pude acariciar su hermosa cabellera y sus alados pies
Quería decirle tanto pero ella estaba pletórica de expectativas
Así las yeguas negras de la noche se devoraron las distancias
Y amanecimos trancados del más puro cariño

Juan David Porras Santana