23 sept. 2013

DUELO EN LOS CABOS

  

                                                            A Mayte Gaynor
Este será un extraño invierno
Para las ballenas grises en el Cabo San Lucas
Su canto se escuchará hasta en  las Galápagos,
Las Jorobadas esperan por ellas
En un acto de solidaridad planetaria,
Recogen la tristeza y la renovación de Mayte

El Pacífico ha estado inquieto
Presentía lo que estaba pasando,
Es el océano que mueve en sus poderosas corrientes,
Sentimientos de ballenas, mujeres  y sirenas

El desierto parece un cuero ajado
De tanto poder telúrico represado
Mayte no conoció de razones,
Todo fue un acto intempestivamente
Consagrado, que  como la cascabel del desierto
Muda  la piel para  hacer crecer su poder

Pacifico, que serenidad, tus volúmenes
Se sienten en cada onda que circunda el planeta
¿Por qué tan sensible con esta mujer?
Será acaso, que como tus ignotas sirenas te pertenece

El duelo es su asumida pérdida y su futura ganancia,
Así es su amor, se parece a tus tsunamis
Lo visible es atroz
Pero en el invisible terremoto de las profundidades,
Se crece el continente
Así le sucederá a Mayte, dolor casi autoinfringido ,
Cuando todo parece perdido, el alba del naciente la rescata

Se piensa que las mujeres hermosas, le sobran los amores,
Su belleza a veces es una constrictora que la ahoga
Por eso escuchemos el canto de las ballenas y sirenas
Como ella lo hace, así seremos uno con ella,
Sentiremos como la vida se renueva a cada instante

Juan David Porras Santana