19 jun. 2016

AMANTES DISPLICENTES



                                        

Cómo te sientes,
acaso oscura noche de ventisca
Magnificente como un osos polar
a la deriva de un casquete
No sé si sabías
que yo siento lo que tu sientes
Se gestó hace mucho tiempo
un vínculo de selvática sangre

Qué como me siento,
se me olvidó,
tantas primaveras complacientes
y un solo invierno que heló mi alma
en un para siempre
Mis cómodas altas cumbres
Mis abismos de terracota infinita   
Y esa planicie tan tuya y tan mía

Te amo en línea recta
y me desprecias haciendo meandros
para terminar exhaustos en el delta
de agua confusas que saben a mar y tierra

Juan David Porras Santana